20 de febrero de 2014

Destino de los justos y de los impíos


 Libro de la Sabiduría

CAPÍTULO 3
Destino de los justos y de los impíos
3:1 Las almas de los justos están en las manos de Dios, y no los afectará ningún tormento.
3:2 A los ojos de los insensatos parecían muertos;
su partida de este mundo fue considerada una desgracia
3:3 y su alejamiento de nosotros, una completa destrucción;
pero ellos están en paz.
3:4 A los ojos de los hombres, ellos fueron castigados,
pero su esperanza estaba colmada de inmortalidad.
3:5 Por una leve corrección, recibirán grandes beneficios,
porque Dios los puso a prueba
y los encontró dignos de él.
3:6 Los probó como oro en el crisol
y los aceptó como un holocausto.
3:7 Por eso brillarán cuando Dios los visite,
y se extenderán como chispas por los rastrojos.
3:8 Juzgarán a las naciones y dominarán a los pueblos,
y el Señor será su rey para siempre.
3:9 Los que confían en él comprenderán la verdad
y los que le son fieles permanecerán junto a él en el amor.
Porque la gracia y la misericordia son para sus elegidos.
3:10 Pero los impíos tendrán un castigo conforme a sus razonamientos,
porque desdeñaron al justo y se apartaron del Señor.
3:11 El que desprecia la sabiduría y la enseñanza es un desdichado:
¡vana es su esperanza,
inútiles sus esfuerzos,
infructuosas sus obras!

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...